Fluoralización

La fluoración es un procedimiento para fortalecer y proteger los dientes que consiste en aplicar flúor (de manera tópica) sobre los dientes del paciente. Es considerado un tratamiento preventivo y se utiliza, preferentemente, en niños aunque también los adultos con determinadas patologías pueden notar sus beneficios.

Beneficios de la fluoración

La fluoración aumenta la resistencia del esmalte, es antibacteriana, es decir, actúa frente al crecimiento de bacterias que producen el sarro, y permite remineralizar la capa del esmalte.

 

Métodos de fluoración

Aunque la mayor parte de los dentífricos y colutorios contienen flúor, cuando se habla de fluoración se suele referir a la aplicación, por parte de un odontógo especialista en Vigo, de geles y espumas mediante una cubeta o contenedor que se ajusta las arcadas dentales del paciente durante un corto periodo de tiempo, habitualmente, entre 1 y 4 minutos.

Es necesario una aspiración continua y que las cubetas no estén excesivamente llenas. Tras el tiempo de colocación se debe expectorar todo el exceso que haya quedado en la boca.

Es un tratamiento sencillo que no causa molestia alguna. Después de su aplicación no se debe comer ni fumar ni beber durante la media hora siguiente.

 

¿A qué edad se puede aplicar este tratamiento?

La edad habitual para la fluorización es alrededor de los 6 años de edad ya que es en ese periodo cuando las caries empiezan a aparecer. En general, aunque algunos estudios indican los 3 años como edad recomendada, se opta por una edad más avanzada para evitar el riesgo de que el niño se trague accidentalmente el gel.

También puede aplicarse a adultos ante situaciones concretas como:

  • Aparición de puntos blancos en los dientes y, por tanto pacientes en los que se ha iniciado el desarrollo de caries.
  • Pacientes con riesgo moderado o alto de desarrollar caries.
  • Personas en tratamiento ortodóncico.
  • Protección adicional en caso de necesidad para los niños en áreas sin agua potable fluorada.
  • Para reducir la sensibilidad de los dientes.
  • Cuando la producción de saliva es insuficiente.

Lo más recomendable es aplicar el gel de fluor dos veces al año.

Precauciones

Encontramos fluor en muy bajas concentraciones, por ejemplo, en el agua, en algunos suplementos dietéticos y en productos de higiene bucal (dentríficos, colutorios, etc.).

Sin embargo, el flúor es una sustancia tóxica que no debe ser ingerida. La utilización indebida del flúor a dosis elevadas y/o no controladas puede causar problemas por lo que hay que consultar siempre con un odontólogo profesional antes de su uso.

¿Quieres saber más?

Envíanos un mensaje y nos ponemos en contacto.

Comienza el cambio

Pide tu cita

Conoce al doctor Santiago Mareque Bueno

El Dr. Santiago Mareque Bueno es Doctor Cum Laude por la Universidad de Santiago de Compostela. Actualmente, es profesor colaborador del Máster de periodoncia de la Universidad de Santiago de Compostela, y coordinador de módulo del Curso de Experto de la misma universidad, y Miembro de la Junta directiva del colegio de Odontólogos de la XI Región. Tras finalizar la carrera de Odontología en el año 2002, realizó su especialización en Implantología y Prótesis Bucal en la Universidad Internacional de Cataluña, y posteriormente, la especialidad de Periodoncia e Implantología en la New York University. Es autor de numerosos artículos científicos relacionados con la materia, y ponente habitual en cursos a nivel nacional e internacional.

¿Quieres ponerte en contacto con nosotros?

Solicita una revisión

986178077

Email : info@marequedental.com