Cirugía plástica periodontal

La cirugía plástica periodontal o cirugía mucogingival se dedica al tratamiento de la recesión de encías y sonrisa gingival (“dientes cortos”) con objeto de mejorar la estética y disminuir la sensibilidad dental. Así como prevenir de caries de raíz, aumentar el grosor y altura de la encía. En Clínica Dental Nuño Gil somos especialistas en el tratamiento de la sonrisa gingival y la retracción de encías en Burgos, con técnicas mínimamente invasivas.

La reconstrucción tisular mediante la aplicación de maniobras regenerativas y plásticas representa un factor fundamental que contribuye a la posibilidad de recuperar total o parcialmente el soporte periodontal y prolongar la vida de los dientes.

Es aquí donde entran las recesiones gingivales o retracción de encías que pueden aparecer por diferentes factores:

  • Cepillado exhaustivo
  • Seda dental
  • Ortodoncia
  • Oclusión
  • Prótesis
  • Bacterias
  • Virus
  • Recesión gingival
  • La retracción de las encías – o recesión gingival – es el proceso por el cual los márgenes gingivales se desplazan desde su posición normal a zonas por debajo del límite entre la corona y la raíz, dejando expuesta parte de la superficie de la raíz. Es decir, como su propio nombre indica, las encías se retraen.
  • Este fenómeno incrementa la sensibilidad dental, sobre todo al frío y al calor, y también aumenta el riesgo de padecer caries.
  • En nuestra clínica realizamos tratamientos mediante técnicas mínimamente invasivas, que permiten una mejor y más rápida y recuperación, y con materiales de última generación para restaurar la encía perdida.
  • Estas técnicas las podemos aplicar tanto en defectos dentales como en defectos alrededor de los implantes. Cuanto antes se traten estas recesiones mejores resultados se podrán obtener.

 

La recesión de las encías es un problema estético para la persona que lo sufre, pero no solo repercute de forma negativa en la sonrisa.

Además, supone un riesgo para la estabilidad de los dientes y causa molestias como consecuencia de mostrar una mayor cantidad de superficie dental.

Hay diversas soluciones para las encías retraídas, pero el tratamiento más adecuado es un injerto de encía.

En este artículo, te explicamos en qué consiste esta intervención, cuáles son sus beneficios para tu boca y qué cuidados debes tener en cuenta tras llevarla a cabo.

 

¿Por qué se retraen las encías?

Las encías tienen un papel fundamental para mantener la salud bucodental y contribuir a la funcionalidad de la cavidad oral.

Por un lado, sirven de soporte para las piezas dentales y por otro, protegen la raíz del diente de los agentes patógenos y estímulos externos.

Sin embargo, su estabilidad se puede ver comprometida por una serie de causas:

  • La presencia de enfermedades periodontales.

Tanto la gingivitis como su estado más avanzado -periodontitis o piorrea-, están provocadas por una acumulación de sarro solidificado.

Este daña la mucosa y termina provocando la pérdida de hueso dental.

  • Un cepillado demasiado agresivo también lastima nuestras encías.
  • Recibir un fuerte traumatismo o golpe en la boca.
  • Malos hábitos como el tabaquismo.
  • Determinados procesos hormonales debido a un embarazo o a la edad de la persona.
  • La recesión de encías supone una pérdida de tejido alrededor de la pieza dental, dejando al descubierto de manera gradual una mayor cantidad de superficie dental.
  • En los casos más avanzados, esta retracción perjudica al hueso sobre el que se soportan las piezas, provocando movilidad dentaria que afecta a su estabilidad.
  • Debido precisamente a lo gradual que es este proceso, la persona no es consciente de la recesión hasta que se encuentra en un estado más evolucionado.
  • Es decir, cuando se hacen patentes las consecuencias: una mayor sensibilidad dental y la apreciación a simple vista de que se enseña más diente de lo habitual.
  • Ante esta situación de recesión gingival, estará indicada la realización de un injerto de encía.

 

¿Qué es un injerto de encía?

  • El injerto de encía consiste en extraer tejido de una zona blanda para cubrir una raíz dental que ha quedado expuesta o también para revestir un implante dental descubierto.
  • Gracias a esta intervención, también llamada cirugía plástica periodontal, se evitan los posibles problemas futuros derivados de la retracción.
  • Tal y como indica la Sociedad Española de Periodoncia y Osteointegración (SEPA), el injerto de encía es una técnica quirúrgica mínimamente invasiva.
  • El profesional encargado de llevar a cabo la operación es el periodoncista, el odontólogo especializado en la salud de las encías.
  • Consiste, como hemos adelantado, en la toma de tejido blando que el cirujano coloca en la zona en la que el diente o implante ha perdido protección.
  • En función del grado de severidad de la recesión y del estado de las encías del paciente, podemos distinguir dos tipos diferentes de injerto.

 

¿De dónde se obtiene el tejido que se injerta en la encía? 

Una vez que ha evaluado el estado de las encías, el periodoncista determina la necesidad de abordar el tratamiento de una forma u otra.

Es posible llevar a cabo cirugía plástica periodontal a través de dos procedimientos:

 

Colgajo de reposición coronal

Esta técnica también se conoce como injerto gingival pediculado.

Para llevar a cabo esta intervención, se levanta parte de la encía cercana a la zona a tratar y se toma una muestra de ella, con idea de estirarla y cubrir la raíz periapical.

En este caso, no hay zona donante sino que es la propia encía la que protege al diente que ha quedado expuesto.

Una vez que ha evaluado el estado de las encías, el periodoncista determina la necesidad de abordar el tratamiento de una forma u otra.

Es posible llevar a cabo cirugía plástica periodontal a través de dos procedimientos:

 

Colgajo de reposición coronal

Esta técnica también se conoce como injerto gingival pediculado.

Para llevar a cabo esta intervención, se levanta parte de la encía cercana a la zona a tratar y se toma una muestra de ella, con idea de estirarla y cubrir la raíz periapical.

En este caso, no hay zona donante sino que es la propia encía la que protege al diente que ha quedado expuesto.

¿Quieres saber más?

Envíanos un mensaje y nos ponemos en contacto.

Comienza el cambio

Pide tu cita

Conoce al doctor Santiago Mareque Bueno

El Dr. Santiago Mareque Bueno es Doctor Cum Laude por la Universidad de Santiago de Compostela. Actualmente, es profesor colaborador del Máster de periodoncia de la Universidad de Santiago de Compostela, y coordinador de módulo del Curso de Experto de la misma universidad, y Miembro de la Junta directiva del colegio de Odontólogos de la XI Región. Tras finalizar la carrera de Odontología en el año 2002, realizó su especialización en Implantología y Prótesis Bucal en la Universidad Internacional de Cataluña, y posteriormente, la especialidad de Periodoncia e Implantología en la New York University. Es autor de numerosos artículos científicos relacionados con la materia, y ponente habitual en cursos a nivel nacional e internacional.

¿Quieres ponerte en contacto con nosotros?

Solicita una revisión

986178077

Email : info@marequedental.com