Cirugía periodental

Las enfermedades periodontales (gingivitis y periodontitis) se engloban dentro de las enfermedades de salud bucodental más comunes en España, solo superadas por las caries.

La Sociedad Española de Periodoncia y Osteointegración (SEPA) estima que 8 de cada 10 personas mayores de 35 años padece algún tipo de afección de las encías, cifra que aumenta con la edad.

Los datos con los que trabaja la SEPA afirman que solo 1 de cada 10 mayores de 65 años tiene las encías sanas.

El origen de estas enfermedades es siempre una higiene bucodental insuficiente.

Sin embargo, hay otro tipo de factores que aumentan el riesgo de padecerlas: la propia genética, el tabaquismo y el consumo excesivo de alcohol.

Por tanto, esta falta de higiene bucodental provoca la acumulación de restos de alimentos en los dientes y las encías, lo que a la larga se traduce en placa bacteriana.

 

¿Cómo se diagnostica la periodontitis?

Cuando una persona acude a una clínica dental en Vigo con síntomas de padecer periodontitis, el dentista realiza un examen bucodental para determinar si tiene la enfermedad.

En caso de que se diagnostique periodontitis, es fundamental conocer en qué estado se encuentra.

Para ello, se lleva a cabo una radiografía dental y una prueba de sondaje, que consiste en medir la profundidad del sarro acumulado bajo las encías.

Los casos en los que los cúmulos de cálculo sean muy profundos, se forman lo que llamamos bolsas periodontales, una fisura entre la zona subgingival y la superficie del diente.

Con los resultados obtenidos, el periodoncista puede valorar el grado de afectación de las encías y la pérdida de hueso que soporta cada pieza dental.

Es importante remarcar que, cuanto más grandes sea la bolsa periodontal, mayor será la pérdida ósea.

La cirugía periodontal es el tratamiento más indicado cuando el curetaje dental no es suficiente para eliminar el sarro acumulado bajo la encía.

Las consecuencias de la gingivitis y la periodontitis

A la alta incidencia de las patologías periodontales entre la población se suma las graves consecuencias que pueden llegar a tener.

  • La gingivitis se manifiesta con inflamación, enrojecimiento y sangrado de las encías.

 

Sin embargo, es reversible y se combate con unas rutinas de higiene dental exhaustivas.

En los casos de gingivitis incipiente, es posible restaurar la salud oral mediante una profilaxis dental profesional.

  • Por su parte, la periodontitis es el resultado de una gingivitis que no se ha tratado a tiempo y es la más grave de las enfermedades periodontales.

 

La piorrea daña directamente la raíz del diente, ocasiona retracción de encías y, en los casos más graves, conlleva la caída de las piezas dentales.

Pero, además, hoy en día se sabe que la periodontitis afecta a nuestra salud general, ya que las bacterias presentes en dientes y encías llegan al resto del organismo a través del flujo sanguíneo.

Entre otras complicaciones, está relacionada con el riesgo de parto prematuro, el nacimiento de bebés con bajo peso, enfermedades cardiovasculares y las dificultades en el control de la diabetes.

Por todo ello, es importante tratar los problemas de las encías lo antes posible.

¿En qué casos se realiza la cirugía periodontal?

Es posible que hayas oído hablar del curetaje dental, también conocido como raspado o alisado radicular.

Dicha técnica es el tratamiento básico periodontal, aunque en caso de que la periodontitis esté muy avanzada, este procedimiento resulta insuficiente para eliminar todo el sarro solidificado.

Será necesario recurrir, además, a la cirugía periodontal, indicada para tratar las bolsas periodontales profundas (superiores a 6 milímetros).

Con la cirugía, el periodoncista puede llegar a las zonas de difícil acceso a las que el curetaje no llega.

La intervención consiste en separar y levantar el colgajo -mucosa que rodea el hueso del diente-, para que el profesional consiga la suficiente visión sobre el área.

Así, podrá retirar todo el sarro acumulado, limpiando y desinfectando la zona para, después, poner los puntos de sutura.

Sin embargo, en función de la pérdida ósea que presente el paciente, en ocasiones es necesario realizar un injerto de hueso, antes de suturar la zona, recurriendo a biomateriales o emdogain.

¿Quieres saber más?

Envíanos un mensaje y nos ponemos en contacto.

Comienza el cambio

Pide tu cita

Conoce al doctor Santiago Mareque Bueno

El Dr. Santiago Mareque Bueno es Doctor Cum Laude por la Universidad de Santiago de Compostela. Actualmente, es profesor colaborador del Máster de periodoncia de la Universidad de Santiago de Compostela, y coordinador de módulo del Curso de Experto de la misma universidad, y Miembro de la Junta directiva del colegio de Odontólogos de la XI Región. Tras finalizar la carrera de Odontología en el año 2002, realizó su especialización en Implantología y Prótesis Bucal en la Universidad Internacional de Cataluña, y posteriormente, la especialidad de Periodoncia e Implantología en la New York University. Es autor de numerosos artículos científicos relacionados con la materia, y ponente habitual en cursos a nivel nacional e internacional.

¿Quieres ponerte en contacto con nosotros?

Solicita una revisión

986178077

Email : info@marequedental.com